Reporte especial 2021

En 2021, Samaritan’s Purse continuó declarando la gloria de Dios en más de 100 países y territorios a través de Operation Christmas Child —incluidos muchos grupos no alcanzados en los lugares más apartados de la tierra. Alabamos a Dios por más de 9.1 millones de cajas de regalos que se distribuyeron a niños necesitados ¡en más de 81.000 eventos evangelísticos!

“Cada caja de regalos representa una oportunidad para alcanzar a un niño más con el Evangelio de Jesucristo”.

—Franklin Graham
Franklin Graham

Declara Su gloria entre las naciones...
Salmos 96:3

Estas niñas en Ecuador se regocijaron al recibir peluches dentro de sus cajas de regalo.

Alcanzando a los no alcanzados

En Gabón, el pueblo Baka vive en los márgenes de la sociedad En Gabón, el pueblo Baka vive en los márgenes de la sociedad y ha estado por lo general lejos del alcance del Evangelio. Pero eso comenzó a cambiar cuando las cajas de regalos llegaron a una aldea remota. Los 354 niños en la comunidad acudieron al evento evangelístico —¡así como los adultos! Todos escucharon con atención al escuchar el Evangelio por primera vez y descubrieron cuánto Dios los ama. Al final de la presentación, todos los niños —y todos los adultos— oraron para recibir a Jesús como su Señor y Salvador. El jefe de la aldea, quien también dio su vida a Cristo, quedó tan impresionado con el evento que apartó una parte de su tierra para construir una iglesia. ¡Alabado sea Dios!

También vimos la mano de Dios entre varios grupos no alcanzados. La aldea de Gongonbili, donde vive el pueblo Lobi en Burkina Faso, se consideraba una zona prohibida para el Evangelio, dada su reputación de violencia contra extranjeros y su abierta hostilidad al cristianismo. Pero como “para Dios todo es posible” (Mateo 19:26), los líderes locales permitieron que las cajas de regalos se repartieron entre los niños de la zona.

“The parents were delighted that someone had thought of bringing gifts to their children and showing them the love of God. They even asked for prayer for themselves,” a ministry partner said. “Today, over 30 adults and 50 children attend a new church that was started in the village. God broke into this no-go zone, and now it’s a go zone for the Gospel!”

"Dios atravesó esta zona prohibida, ¡y ahora es un lugar abierto al Evangelio!”

Y ahora, que toda la gloria sea para Dios, quien puede lograr mucho más de lo que pudiéramos pedir o incluso imaginar mediante su gran poder, que actúa en nosotros.
Efesios 3:20 NTV

Más de 2.5 millones de niños en Togo han recibido cajas de regalos de Operation Christmas Child desde que Samaritan’s Purse empezó a distribuirlas en 1998.
Para muchos niños en el mundo, sus cajas de regalos son el primer regalo que han recibido.

Hasta lo último de la tierra

Si Enubirr no es el fin del mundo, está cerca. La pequeña isla, localizada entre las Filipinas y Hawaii, es parte de la República de Islas Marshall y hogar para unas 1.000 personas. El atolón no tiene electricidad ni aeropuerto. Pero eso no detuvo a cuatro socios ministeriales para transportar las cajas de regalos en un pequeño queche a la isla y distribuirlas a 293 niños en el área. Después de compartir el Evangelio, 131 niños respondieron e invitaron a Jesús en sus corazones.

En Palau, un equipo de ministerio viajó tres horas por bote en aguas difíciles para alcanzar a 15 niños que viven en la remota isla de Kayangel, el estado más al norte del país. Más de 50 personas dicen que Kanagel es su hogar, pero Dios “no quiere que nadie perezca, sino que todos se arrepientan” (2 Pedro 3:9). Cuando se repartieron las cajas de regalos y se compartió el Evangelio, muchos de los habitantes pusieron su fe en Cristo.

A la fecha, más de 283.000 niños en más de las 960 islas habitadas del Pacífico han recibido cajas de regalos y han tenido la oportunidad de responder a las Buenas Nuevas de Jesucristo.

Y serán mis testigos tanto en Jerusalén...
Hechos 1:8

Estos niños en Palau están entre los cientos de miles en el Pacífico en recibir una caja de regalos de Samaritan’s Purse.
Un sencillo juguete «wow» puede decir mucho al expresar el amor de Dios por un niño.

Un niño a la vez

Cada caja de regalos es una oportunidad para el Evangelio de ser usado por Dios y cambiar la vida de un niño por la eternidad —y cambiar el curso de muchas otras vidas también.

La caja de regalos que Génesis de.8 años recibió en Ecuador fue el primer regalo que recibió. Pero, aunque estaba muy emocionada con su nueva muñeca y otros juguetes divertidos, Génesis estaba aún más feliz de saber cuánto Dios la ama y con presteza dio su vida a Jesús. Luego compartió las Buenas Nuevas con sus padres.

"“En mi hogar, hablamos de Dios y Jesús salvó a mi mamá que tenía COVID”, dijo. “Pedí a Dios que la sanara y la salvara, y ambos de mis padres son salvos”. Génesis, 8 años

Dejen que los niños vengan a mí, y no se lo impidan...
Mateo 19:14

Estos niños de Ecuador disfrutaron un divertido evento evangelístico en la Iglesia Dios de Paz donde recibieron una caja de regalos y escucharon el Evangelio con claridad.
Los niños no pueden esperar a abrir las cajas de regalos y explorar los tesoros adentro.

Superando retos

COVID-19 presentó muchos retos este año, pero nuestros equipos de liderazgo nacionales en el mundo oraron y encontraron soluciones creativas para traer las Buenas Nuevas y gran gozo a los niños.

En Bulgaria, muchos niños buscan en los contenedores de basura para encontrar comida o artículos que puedan vender. Así que nuestros socios ministeriales decidieron encontrar a los niños donde están y darles cajas de regalos en un sitio de basura. Más de 40 niños se emocionaron al recibir nuevos juguetes, artículos de higiene y útiles escolares. También escucharon el Evangelio y muchos le dieron sus vidas a Jesús.

En otros lugares, como Montenegro, donde solo se permiten pequeñas reuniones, nuestros socios ministeriales y voluntarios fueron casa por casa para visitar familias en sus casas. “Esto nos dio la oportunidad de construir un puente con los niños y sus padres”, dijo un socio. “Pasamos entre una y dos horas con cada familia hablando del Evangelio. Estaban asombrados que alguien se acordara de ellos durante este difícil tiempo con el virus y que gente de otros países empacara cajas de regalos para ellos”.

...'Ve por los caminos y las veredas, y oblígalos a entrar para que se llene mi casa".
Lucas 14:23

Las cajas de regalos son una bendición a los niños que viven en algunos de los lugares más pobres de la tierra.
Las cajas de regalos les dan artículos, como juguetes y útiles escolares, que algunas familias no pueden comprar.

La Gran Aventura

Antes, les contamos cómo toda una aldea entera entre el pueblo Baka en Gabón dio sus vidas a Cristo después de escuchar el Evangelio por primera vez. Pero no es el final de la historia.

Todos en la comunidad estaban dispuestos a aprender más de Jesús que de inmediato quisieron empezar la Gran Aventura, el curso de 12 lecciones para los que reciben cajas de regalos. Varios maestros guiaron a cientos de aldeanos en la primera lección. Pero al final, quisieron continuar. Tenían hambre aprender más del amor de Dios que insistieron en que las 12 lecciones se dieran en tan solo unos días.

En Kenia, un niño compartió el material de La Gran Aventura con sus padres y cuatro hermanos. ¡Todos dieron sus vidas a Jesús! “Doy muchas gracias a los maestros de La Gran Aventura y a los que donaron los libros”, dijo. “Las 12 lecciones me transformaron a mí, a mi familia y a mis amigos. Prometo seguir compartiendo el Evangelio como ordena la Biblia. Quiero que el mundo escuche y conozca de Cristo”.

Desde 2009, más de 30 millones de niños han participado de La Gran Aventura con más de 15 millones tomando una decisión por Cristo.

Instruye al niño en el camino correcto, y aun en su vejez no lo abandonará.
Proverbios 22:6

Los niños leen una historia bíblica en el cuaderno de trabajo del alumno de La Gran Aventura.
Estas niñas en Fiji se deleitan en leer sobre el regalo más grande de Dios: Su Hijo, Jesucristo.

Un ejército de voluntarios y empacadores

Operation Christmas Child es posible por un ejército de voluntarios y empacadores de cajas de regalos. Sus fieles oraciones y apoyo mueven el proyecto año tras año.

Barbara Korn, 76, y Margarita Sosa, 74, viven en Miami y trabajan juntas para hacer cientos de peluches únicos para las cajas de regalos. Conocidas como las “abuelitas felices”, este dúo ve un propósito eterno en sus creaciones. “Nosotros los hacemos, Dios los coloca”, dijo Margarita. “Una caja va a alcanzar a un niño: esta es un alma que será tocada por Jesús. Un niño a la vez hará la diferencia”.

En Tennessee, Jane Marie Franks, una adolescente adoptada, animó a su comunidad a empacar 1.000 cajas en los últimos dos años. Su ambiciosa meta nació de una visita a su país natal, Guatemala, donde conoció a un niño que le pidió útiles escolares. Cuando regresó a casa, Jane Marie animó a su familia, amigos y compañeros de escuela a empacar cajas de regalos para niños en necesidad, como ese niño en Guatemala y alrededor del mundo.

Al norte de Grand Rapids, Michigan Ken Postema, 69, construyó 20.000 carritos de madera en 2021 para las cajas de regalos. Creó 10.000 el año anterior. Sus carritos han llegado a niños en América del Sur, Europa del este, África y el Pacífico. “Cada uno es una expresión de nuestro amor y el amor de Dios por los niños”, dijo Ken.

Cada uno ponga al servicio de los demás el don que haya recibido, administrando fielmente la gracia de Dios en sus diversas formas.
1 Pedro 4:10

“Las abuelitas felices” Barbara Korn y Margarita Sosa muestran algunos de sus geniales peluches que hacen para las cajas de regalos.

Lo imposible hecho posible

Alabamos a Dios que en 2021 más de 4 millones de niños fueron discipulados con La Gran Aventura, donde se hicieron más de 2.3 millones de decisiones por Cristo. Además, más de 10.5 millones de regalos se empacaron, juntaron y procesaron para bendecir a más niños en 2022.

Una y otra vez, vimos a Dios actuar maravillas para abrir puertas para nuestro ministerio y abrir corazones para recibir Su amor. Como dijo un líder regional: “Con Operation Christmas Child, Dios vence hábitos sociales, anula tradiciones y costumbres y trae a gente para Él. A través de este ministerio, lo imposible se hace posible por la virtud de Dios”. ¡Amén!

...para Dios todo es posible.
Mateo 19:26

Niños en las islas Togo escuchan el Evangelio presentado por un socio ministerial de Operation Christmas Child.
Una niña se alegra cuando abre una caja de regalos y descubre cosas divertidas adentro.
Español
Quantcast